LO QUE PUBLICAMOS HACE ECO EN LA ETERNIDAD

Mateo 12:35-36 dice: “El hombre bueno de su buen tesoro saca cosas buenas; y el hombre malo de su mal tesoro saca cosas malas. Y yo os digo que de toda palabra vana que hablen los hombres, darán cuenta de ella en el día del juicio. Porque por tus palabras serás justificado, y por tus palabras serás condenado”.

¿Significa entonces que cada que publico algo en mis redes sociales o hablo, o escribo, es tomada en cuenta por Dios? ¿Qué mis publicaciones si tienen repercusión eterna? ¿Quiere decir también que con las cosas que hablo, o publico estoy mostrando lo que realmente llevo en mi corazón, lo que soy en verdad? ¿Alguien bueno o alguien malo? La respuesta a todo esto es: si.

CADA PALABRA QUE PROFERIMOS HACE ECO EN LA ETERNIDAD. Revela quienes somos en verdad. Que es lo que hay dentro de nosotros. Dice si estamos dando frutos buenos o malos. Dice mucho acerca de lo que llevamos en el corazón. Y en el cielo se esta tomando nota de todo ello. ¿Cómo es posible esto?

CADA PALABRA QUE PROFERIMOS HACE ECO EN LA ETERNIDAD.

Déjame explicarte de esta forma:

El taquígrafo de tribunal es la persona encargada de registrar cada palabra que se dice durante un juicio. Todo lo que ahí se habla, él lo escribe. Esto sirve para evitar confusiones durante el litigio. Solo el juez puede pedirle que omita alguna palabra. Pues, de igual forma, pensemos que en el cielo tenemos un taquígrafo particular que esta recopilando cada una de nuestras palabras que expresamos en este lado de la eternidad y por cada una de ellas dice el pasaje, seremos juzgados, daremos cuenta, y seremos, o bien justificados o bien condenados. Nada se esta omitiendo.

Entonces, meditemos por un momento, ¿Qué estamos publicando en nuestras redes? ¿qué esta saliendo de nosotros cuando hablamos? ¿Serán a caso solo memes, videos sin sentido, expresiones inadecuadas, cosas que no edifican, publicaciones que solo sirven para sembrar odio, que despotrican contra todo y contra todos, que son ofensivas? ¿O estamos siendo de edificación y bendición para los demás?

Así que, no seamos ni consumidores ni propagadores de tanta basura informática. Seamos más bien como el hombre bueno, el cual expresa con sus palabras lo que internamente lleva, externa lo bueno de su interior, pero, a diferencia del hombre malo, lo que de él sale es bueno. Habla con propiedad, sin ofender, sin lastimar, sin herir la integridad de otros. No juzga nada con insensatez, ni siquiera se atreve hacerlo pues entiende que él no es Dios. No profiere maldiciones sino bendiciones. Alaba con sus palabras a Dios, lo exalta, le agradece, le canta, le ora, sus palabras son como aceite que sana las heridas. Entiende que sus palabras deben ser como sazonadas con sal, que debe hablar palabras de bien y no de mal. Suficientes cosas malas hay ya como para seguir propagando basura. Dejemos de creer que las palabras se las lleva el viento. Porque TODO LO QUE SALE DE NOSOTROS SIEMPRE HACE ECO EN LA ETERNIDAD.

Mi consejo final es el mismo que el diera el apóstol Pablo a los filipenses, “sean irreprensibles y sencillos, hijos de Dios sin mancha en medio de una generación maligna y perversa, en medio de la cual resplandecéis como luminares en el mundo; asidos de la palabra de vida, para que en el día de Cristo yo pueda gloriarme de que no he corrido en vano, ni en vano he trabajado (Filipenses 2:15-16).

Me despido como siempre diciéndote, haz tú lo posible y deja que Dios haga lo imposible.

 

DIOS ABORRECE LA MENTIRA

Proverbios 6:16-17 dice que: Hay seis cosas que el Señor Dios aborrece, y siete que le son detestables”, en el artículo anterior hablamos sobre la primera de estas 7 cosas que son detestables, aborrecibles para Dios, LOS OJOS ALTIVOS. Hoy veremos la Segunda de ellas: LA LENGUA MENTIROSA. 

  1. Empecemos por aclarar que al decir la lengua mentirosa estamos hablando concretamente de la persona que profiere mentiras. Recordemos que el género literario del libro es sapiencial, entonces usa toda clase de figuras para señalar un asunto concreto. En este caso la lengua personifica a la persona que miente. En otras palabras se puede decir entonces que DIOS ABORRECE A LOS MENTIROSOS O QUE DIOS ABORRECE LA MENTIRA.
  2. Una persona mentirosa es aquella que conoce la verdad pero prefiere decir lo opuesto a ella, ocultarla, o tergiversarla con el fin de engañar a los demás. La mentira a diferencia de lo que algunos creen no puede catalogarse ni por tamaño, ni por color. No hay mentiras pequeñas ni grandes. Tampoco hay blancas ni negras… Mentira es mentira. 
  3. La mentira es un asunto que Dios se ha tomado muy en serio, a tal grado que como veremos enseguida es uno de los Diez Mandamientos que le da a Moisés. 
  4. Veamos a continuación algunos de los textos de la Biblia que tratan el tema y sus implicaciones. 
    • Genesis 3 es el mejor pasaje que podemos utilizar para mostrar lo que hace un mentiroso, como manipula la verdad, como engaña, y sobre todo en este pasaje podemos ver toda la catástrofe que acarrea, tanto para él como para las personas que creen las mentiras. Y también las consecuencias que conllevan una mentira a corto y largo plazo. En este pasaje Dios emite un juicio tan severo que sus consecuencias las ha sufrido toda la humanidad hasta nuestros días y aun las sufrirán en el futuro. 
    • A partir de esto, a Satanás se le considera el Padre de la mentira. En Juan 8:44, el Señor Jesucristo les dice a los judíos que ellos son mentirosos porque su padre no es Dios sino Satanás. “Ustedes les pertenecen a él porque los deseos de él hacen”. Jesús dice también que Satanás “ha sido homicida desde el principio, no ha permanecido en la verdad”, y la razón es porque simplemente en “él no puede haber nada genuino”. Él es y ha sido siempre un falsificador. “Es mentiroso y padre de mentira”. Por tanto la mentira y la verdad son excluyentes. Porque la ausencia de la verdad es la mentira. 
    • Apocalipsis 12:9 narra la enorme importancia que tiene no caer en la mentira, porque el juicio y su castigo es temible, doloroso, inimaginable. Juan en su visión dice que: “fue lanzado fuera el dragón, la serpiente antigua, que se llama diablo y Satanás, el cual engaña al mundo entero; fue arrojado a la tierra, y sus angeles fueron arrojados con él”. 
    • Por esas implicaciones de la mentira, en Éxodo 20 y su paralelo Deuteronomio 5, Dios prescribe Diez Mandamientos que servirán para regir a Su Pueblo. Dentro de ellos Dios manda en 20:16: “No darás falso testimonio contra tu prójimo” que en otras palabras significa: “no mentirás”. No dirás algo que no sea la verdad, principalmente si es para perjudicar a tu prójimo. Esto se puede entender como como si Dios estuviera diciendo no seas un testigo falso que vaya hacer que condenen a tu prójimo por las razones equivocadas. Algo que se da mucho en nuestros días y se ha hecho durante siglos, testigos falsos que por su causa incriminan a personas inocentes. 

Entonces para concluir quiero sembrar cuatro Semillas de Fe en vuestro corazón para dar un fruto que agrade a Dios. 

    1. Oremos a Dios como lo hiciera el salmista: “Libra mí alma, oh Jehová, del labio mentiroso, y de la lengua fraudulenta”, Salmos 120:2. 
    2. Seamos veraces. El labio veraz permanecerá para siempre; mas la lengua mentirosa sólo por un momento, Prov. 12:19.
    3. Imitemos a Jesús. Jesús es Dios encarnado en la tierra. La Biblia lo confirma: en Marcos 12:14 “dijeron de Jesús que era un hombre veraz” y en Jn 3:33, Jesús enseña que “quien recibe Su testimonio, ése atestigua que Dios es veraz”. Además una de las declaraciones mas claras escuchadas de labios de Jesus fue esta: YO SOY el Camino LA VERDAD y la Vida”, Juan 14:6. Por tanto, como seguidores de Jesus procuremos ser veraces como Él lo es, y como Él lo enseñó, “que nuestro si sea si, y nuestro no, sea no”, (Mt 5:37). Dicho sea de paso, Confiemos en Dios, a causa de su veracidad, el apóstol Pablo dice también que Tito 1:2 que “podemos estar seguros que nuestra esperanza es saber que hay vida eterna porque Dios que no miente”, y si Él lo ha prometido podemos confiar en Dios. 
    4. Finalmente hablemos la verdad Pablo también dijo: “desechando toda mentira, hablad verdad cada uno con su prójimo; porque como miembros los unos de los otros. Efesios 4:25. 

Me despido como siempre diciendo: HAZ TU LO POSIBLE Y DEJA QUE DIOS HAGA LO IMPOSIBLE. 

 

¿SI EL PROFETA AMÓS VIVIERA EN GUATEMALA HOY, QUÉ NOS DIRÍA? (2da Parte)

Continuando con el análisis del futuro político del país y luego de analizar a uno de los tres aspirantes mas fuertes a la presidencia veamos a los otros dos candidatos.

     El “numero uno”

Por otro lado, el candidato que aparece como “numero uno” en las encuestas, en sus eslogan dice: “gobernaremos con la ley en la mano”, una total falacia, basta con ver como durante los cuatro años que han transcurrido desde las ultimas elecciones ha hecho campaguatemala de lutoña anticipada. Desde que perdió la contienda anterior ha estado constantemente violando la ley de partidos políticos. Ha hecho propaganda, campos pagados en radio y televisión, publicidad en las calles, pintando monumentos públicos, banquetas, piedras, etc. De que clase de gobernabilidad esta hablando si él es el primero que esta infringiendo la ley. El Tribunal Supremo Electoral (TSE) tiene una serie de multas en contra de su partido, por la campaña anticipada que han estado realizando, y llegan los plazos y no hay forma que paguen dichas multas. Además ha sido acusado de plagiar, primero su tesis doctoral, segundo los spots que utilizó en su campaña el actual presidente Peña Nieto de México, y otros tantos elementos mas utilizados en su campaña política. Sumado a ello ha venido haciéndole al pueblo una serie de promesas que de antemano sabe que con todos los problemas financieros que tiene el actual gobierno le resultarán imposibles de cumplir. Es una mentira que podrá darle al pueblo todo lo que esta proponiendo.

      El ex oficialista

Y finalmente el ex candidato oficialista, quien dio la campanada en estas semanas con su renuncia al partido oficial, tampoco puede darse sus baños de pureza, acusado de una serie de actos de corrupción con una compañía brasileña, no supo dar las explicaciones correctas para esclarecer las acusaciones que se le imputaron. Al igual que los otros candidatos también ha realizado campañas anticipadas, incluso ha ido mas lejos, porque es señalado de hacer su propaganda política con fondos del estado. Abusando de los recursos del pueblo hizo que su nombre se promulgara dentro de los campesinos haciendo uso de fondos que no le correspondían.

      Sobre la realidad del país

 Es necesario decir que estas son apenas unas pocas manchitas en los currículos de nuestros futuros gobernantes pero que son suficientes para hacernos temblar como ciudadanos de un país que esta lleno de corrupción, de abusos, ilegalidades, injusticias, carente de gobernabilidad, un país que no ha crecido en su democracia pues según el último informe divulgado por la Fundación Konrad Adenauer, respecto al Índice de Desarrollo Democrático, ocupa el ultimo lugar. Ningún país desde la creación de esta encuesta en el año 2002, había alcanzado una puntuación tan baja[1]. Habiendo dicho esto es necesario que vayamos a la Biblia para ver que tiene que decirnos Dios respecto a las conductas inmorales de sus gobernantes, y cuales son las implicaciones que tiene para las autoridades y para los que comenten toda clase de injusticias en contra del pueblo.

LA VOZ PROFÉTICA DE AMÓS

 AmósEn la Biblia los libros conocidos como los Profetas Menores, nos narran como algunos hombres que Dios escogió estuvieron dispuestos a pronunciarse en contra de la ola de injusticias y actos de corrupción que el pueblo estaba cometiendo. Nos describe el valor que tuvieron para alzar una voz en contra de las autoridades monárquicas y religiosas de su tiempo. Tanto en el ámbito religioso como en el político los gobernantes y los sacerdotes se habían descarriado completamente, habían abandonado a Dios y su Ley, por lo tanto se habían convertido en un estado falto de valores para gobernar. En tiempos de Amós habían profetas que dejaron de hacer lo que debían. Dejaron de anunciar el mensaje de Dios y comenzaron a decir lo que el pueblo quería oír. Las voces autorizadas para hablar se habían corrompido.

 Por ello Dios llama a Amós para que venga a decirle a su pueblo la verdad. De boyero, agricultor y ganadero se convierte en profeta. Amós no iba a callar lo que Dios tenía que decir. Por eso al finalizar la sección 3:1-8 del Libro de Amós, dice: que si un león ruge naturalmente los humanos temen, los animales temen también. Cuanto mas si Dios habla, entonces uno se pregunta ¿cómo no habría de profetizar Amós? La Voz de Dios tiene que hacernos estremecer e impulsarnos a hablar y sobre todo temer el juicio que se puede aproximar si no cambiamos de proceder.

775439

El juicio a las naciones

En los capítulos uno y parte del dos, el Libro de Amós describe el juicio que el profeta anuncia en contra de seis naciones vecinas de Israel. Las acusaciones en contra de Damasco, Gaza, Tiro, Edom, Amón, y Moab por parte de Dios ocurren por causa de ataques crueles en contra de Galaad, por tomar cautivos pueblos, por matar a sus propios conciudadanos y cometer actos de inmoralidad sexual, por dejar que su ambición los llevara a matar a sus propias mujeres, y a saquear y quemar ciudades enteras. Por estas razones estas ciudades recibirían el juicio de Dios. (Am. 1:1-14, 2:1-3). Por otro lado también Judá, el Reino del Sur recibió juicio de Dios, porque menospreció la Ley de Jehová, no guardaron el Pacto, cayeron en incredulidad y se fueron en pos de dioses ajenos. A causa de esto Dios prometió que la ciudad de Jerusalén sería quemada y destruida, (Am. 2:4-6).

En el siguiente articulo continuaremos con este tema, mientras tanto haz tu lo posible y deja que Dios haga lo imposible. 

[1] http://www.elperiodico.com.gt/es/20150209/pais/8257/Guatemala-en-el-último-lugar-de-la—democracia.htm, consultado el 23 de abril de 2015.